jueves, 30 de julio de 2015

Solicitud de clemencia para Bernardo Aban Tercero, el nicaragüense condenado a la pena de muerte en Texas, EEUU.

¿Han escuchado del caso de Bernardo Aban Tercero? Bernardo es el primer ciudadano nicaragüense en ser condenado a muerte en los Estados Unidos.

La sentencia de pena capital está programada a llevarse a cabo en el Estado de Texas el día 26 de Agosto de este año. Personalmente estoy en total desacuerdo con la pena de muerte por una serie de razones éticas, morales, espirituales y legales. Estoy seguro que muchos de ustedes también se oponen a la pena de muerte. Sin embargo, en este caso en particular la situación es especialmente preocupante ya que existen una serie de irregularidades en el juicio, así como mucha información que no fue tomada en cuenta o usada por la defensa. Este es un ejemplo clásico de cómo la pena de muerte de aplica de forma desproporcionada a casos de personas que no tienen los recursos económicos para una buena defensa. Por ejemplo, existe evidencia muy convincente de que Bernardo era menor de edad cuando cometió el crimen.

Indudablemente Bernardo cometió un grave crimen al quitarle la vida a una persona inocente. Sinembargo, el castigo de la pena de muerte es excesivo. En base a esto, el pasado 4 de abril de 2013, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) otorgó medidas cautelares a favor de Bernardo Tercero, ya que la CIDH encontró que se violaron una serie de derechos de Bernardo durante el caso; el primero de ellos, la negación de la corte de aceptar la partida de nacimiento de Bernardo, que es originario de Posoltega, Nicaragua.

Por este medio los invito a ver el enlace
http://www.save-innocents.com/save-bernardo-aban-tercero.html y a escribir una nota de solicitud de clemencia para Bernardo. También pueden enviar un correo a bt77351@gmail.com en donde incluyan su nombre, edad, ocupación y país de residencia (o también pueden enviar esta información a través de la página de contacto de Save Innocents), para hacer la solicitud de clemencia.

Finalmente, deseo expresar mi más profundo pesar a la familia del Sr.Berger por su pérdida. Reitero que Bernardo es culpable de esa muerte y merece pagar por ello. Nada podrá regresarle la vida al Sr. Berger. Bernardo ha permanecido ya 17años de encarcelamiento en el pabellón de la muerte, en régimen de aislamiento y ciertamente merece ese tipo de castigo. En ese sentido, espero que la solicitud de indulto para Bernardo no sea un irrespeto a la familia Berger a quienes tampoco conozco (nunca he conocido a Bernardo). Simplemente creo que ningún jurado que quiera hacer justicia hubiese fallado a favor de la pena de muerte si Bernardo hubiese tenido una buena defensa. Igualmente creo que matar a Bernardo no reparará el daño que se ha hecho.

Les invito areflexionar sobre este caso y a visitar el enlace http://www.save-innocents.com/save-bernardo-aban-tercero.html</a>

Con respeto,

Félix Maradiaga Blandón